Pago de Carraovejas. DO Ribera del Duero.

Bodega Pago de Carraovejas. Ribera del Duero.

Bodega Pago de Carraovejas. Ribera del Duero.

Peñafiel. DO Ribera del Duero.

En primer lugar la Bodega Pago de Carraovejas está situada en la localidad vallisoletana de Peñafiel, pertenece por lo tanto a la DO Ribera del Duero.

Bodega Pago de Carraovejas, DO Ribera del Duero nació de la mano de un emprendedor llamado José María Ruiz Benito (Segovia, 1947). Hijo menor de 3 hermanos, sus padres agricultores de un pueblo de la sierra segoviana “Castroserna de Arriba”. El fundador de Bodega Pago de Carraovejas, José María da sus primeros pasos en el sector de la hostelería.

José María Ruiz Benito (Segovia, 1947)

José María Ruiz Benito (Segovia, 1947). Fundador de la Bodega Pago de Carraovejas.

Uno de sus trabajos fue en Casa Cándido,  donde desarrolla su trayectoria profesional durante 12 años, pasa por todos los departamentos. Empieza a oír hablar de la figura del sumiller y comienza a formarse por el mismo, debido a qué no había mucha información disponible. Le ofrecen representar a España en el Primer Concurso Mundial de Sumilleres celebrado en Milán (Italia). José María Ruiz, junto al también español “Pedraza”, consiguen un increíble  5º puesto de entre unos 60 países.

restaurante jose maria

Restaurante José María.

Deja Casa Cándido y se hace delegado de Bodegas Domeq, para las provincias de Segovia y Ávila. También recibe formación en ventas. Abre el Restaurante José María en 1982, invierte en el local, lo reforma y también lo amplía. Elimina la jarra tradicional, cuyo vino procedía de Arganda del Rey y Madrid. Introduce el vino embotellado. A día de hoy tiene 2.500 metros cuadrados en propiedad, 8 comedores, un bar de tapas, 2 cocinas y almacenes. En pleno centro de Segovia.

Creación de Pago de Carraovejas. DO Ribera del Duero.

José María sigue deseando embotellar y producir su propio vino y de repente en el año 1987 le llega la oportunidad de adquirir una finca de 9 hectáreas, sin ninguna viña. El lugar está situado en las laderas de Carraovejas “Peñafiel”, conocida por los mayores del lugar como el mejor “maduradero de la comarca”. En 1988 planta sus primeras cepas. La primera nave se construye en 1990. En 1991 cosechan 70.000 kilos de uva que obtienen de las 25 primeras hectáreas en producción.

Bodega Pago de Carraovejas

Bodega Pago de Carraovejas

Bodega Pago de Carraovejas  hizo el primer vino de la DO Ribera del Duero con 25 % de Cabernet Sauvignon, cuando el Tinto Fino era la principal uva. Introdujeron el uso roble francés en la Ribera del Duero y el uso de riego por goteo en toda la finca.

Vistas panorámicas al valle y al castillo de Peñafiel.

Vistas panorámicas al valle y al castillo de Peñafiel.

Hoy en día las instalaciones que forman la Bodega Pago de Carraovejas de la DO Ribera del Duero, supera los 26.000 m2 de extensión con magníficas plazas junto al edificio. Con unas vistas panorámicas al valle y al castillo de Peñafiel.

Elaboración.

Las instalaciones de Bodega Pago de Carraovejas además están pensadas para la elaboración natural por gravedad, para así mantener las características de la uva.

Cuando la uva llega a la Bodega Pago de Carrraovejas de la DO Ribera del Duero se introduce en cámaras frigoríficas, donde reposará toda la noche. En estas cámaras se obtiene la humedad y la temperatura adecuadas. Comenzará la fermentación alcohólica con 5º grados de temperatura, conservando sus propiedades y además realizará una fermentación lenta y controlada.

Depósitos de acero inoxidable. Bodega Pago de Carrraovejas

Depósitos de acero inoxidable. Bodega Pago de Carrraovejas

Las cajas de vendimia con la uva qué supera la mesa de selección mediante un sistema de cintas transportadoras, pasa a la boca del depósito donde se despalilla a la vez que cae por gravedad.

Tinas de roble francés, con una capacidad de 150 Hl

Tinas de roble francés, con una capacidad de 150 Hl

La nave de fermentación está compuesta por depósitos de acero inoxidable, y tinas de roble francés, con una capacidad de 150 Hl para fermentación alcohólica y de 200 Hl destinadas a fermentación maloláctica. Especialmente relevante es que en la Bodega Pago de Carraovejas del la DO Ribera del Duero fermentan la uva con levaduras y bacterias autóctonas propias de la finca.

Tinas de roble francés, con una capacidad de 150 Hl

Tinas de roble francés, con una capacidad de 150 Hl

Crianza.

Las más de 3000 barricas, están dispuestas en un solo nivel, facilitando así el relleno y análisis. El vino pasa tanto por barricas nuevas y seminuevas de roble francés y americano. Con una antigüedad de no más de tres años.

Sala de barricas. Pago de Carraovejas.

Sala de barricas. Pago de Carraovejas.

La crianza de estos vinos de la DO Ribera del Duero va desde los doce hasta los veinticuatro meses, dependiendo del tipo de vino. Se realizan catas para luego destinarlo a Crianza, Reserva y El Anejón, en determinadas añadas. Vendimia Seleccionada Cuesta de las Liebres, sólo en cosechas excepcionales.

Cuesta de las Liebres, elaborado con Tinto Fino.

Cuesta de las Liebres, elaborado con Tinto Fino.

Finalmente después de su paso por  barrica, los vinos se clarifican con clara de huevo natural. Se embotella en primavera y reposan en las botellas desde seis hasta veinticuatro meses.

Vinos de la Bodega Pago de Carraovejas. DO Ribera del Duero.

Cuesta de las Liebres: elaborado con Tinto Fino.

El Anejón: elaborado con Tinto Fino (78%), Cabernet Sauvignon (11%) y Merlot (11%).

Pago de Carraovejas: elaborado con Tinto Fino (90%), Cabernet Sauvignon (6%) y Merlot (4%).­­­

Reserva: elaborado con Tinto Fino (78%), Cabernet Sauvignon (15%) y Merlot (7%).

El Anejón, elaborado con Tinto Fino, Cabernet Sauvignon y Merlot

El Anejón, elaborado con Tinto Fino, Cabernet Sauvignon y Merlot

Ossian Vides y Vinos.

En otra entrada hablaremos también de su proyecto Ossian Vides y Vinos, Una bodega situada en el municipio segoviano de Nieva. Suelos complejos, además de centenarios viñedos prefiloxéricos, elaboran vinos blancos verdejos, diferentes. Apuestan por la Agricultura Ecológica, usan abonos orgánicos y productos naturales, como la manzanilla, salvia, milenrama, ortiga, etc.